Por P.F. Rey

Como en todas las cosas ha llegado la hora de hacer un balance del camino recorrido, de volver la vista atrás y recapacitar sobre nuestros pasos, en este caso concreto, ya que nos acercamos a un momento de cambio, o así lo entendemos nosotros, dado que las dos educadoras responsables de esta actividad deben continuar con sus vidas, y ellas. Al igual que todos nosotros aunque desde lados opuestos, estamos sujetos a las normativas de un Centro Penitenciario, lo cual separa nuestros caminos, al menos en lo que al CLUB se refiere. Por triste que pueda parecer, es Ley de Vida y sucede de igual manera en casi todos los aspectos de la vida, ya sea en un Centro Penitenciario o fuera en el mundo exterior. LA VIDA CONTINUA.

Me pongo a pensar en como fueron nuestros primeros pasos, en como nos llegamos a conocer, a lo largo de unos cuantos fines de semana, que como escapatoria a un tedioso patio, salíamos a las diferentes actividades programadas como actividades de fin de semana, junto con la Misa y el Islam. Un par de educadoras, llenas de buenas intenciones, enorme simpatía, mucha mano izquierda y toda la paciencia de este mundo. Desde el Viernes al Domingo, incansables buscadoras de participantes para las más diversas actividades, desde una fiesta lúdica en el polideportivo a una reunión inter-religiosa, patrocinada por la UNESCO.

La cuestión es que a base de días, empieza a crearse una complicidad y un intercambio de opiniones y ponerse de manifiesto una serie de inquietudes comunes, la lectura entre ellas.

Algunos de nosotros, que ya nos intercambiábamos libros en el módulo y los comentábamos, siempre tras alguien que nos pudiera prestar algún título nuevo o información sobre algo que valiese la pena leer de lo que hay disponible en la biblioteca. Sea como fuere, las educadoras formaban parte de ese reducido grupo entre los cuales comentábamos lo leído y lo interesante que sería leer a uno u otro Autor, por lo que estaba cantado a donde queríamos llegar, así que nos pusimos a hablar entre nosotros y buscar a integrantes interesados y comprometidos, para formar un grupo permanente y que nuestros Ángeles Protectores, pudieran dar el paso final y hacerlo oficial. Un día concreto, con un horario fijo y el beneplácito de las Autoridades competentes. Se había formado EL CLUB DE LECTURA.

Aún recuerdo algunos de los primeros integrantes: Siscu, Chechu, Pako, Francoise, David y Yo mismo entre otros, naturalmente tutelados por Elisabet y Elisenda. Todos los domingos de 9.00 a 12.30.

Las primeras reuniones resultaron bastante informales y las enfocamos sobre todo a descubrir cuales serian nuestras pretensiones, acompañados de una taza de té (idea por cierto muy aplaudida y por todos agradecida).

Llegamos a la conclusión de que a parte de comentar entre nosotros los mejores  libros que habíamos podido leer y hacernos mútuas recomendaciones, seria bueno, poder disponer de varios ejemplares del mismo libro para que todos pudiéramos hacer una valoración conjunta y un comentario de texto compartido. Esta nueva idea suponía buscar la colaboración de la Biblioteca, y gracias a la buena disposición de Lourdes (La bibliotecaria), quien se puso en contacto con otras bibliotecas del exterior, para conseguir los ejemplares necesarios, nos facilitaron una lista de los títulos disponibles, muy nutrida por cierto y de esta sacamos libros como (Soldados de Salamina, La Ciudad de Los Prodigios, El Principito, Once Minutos,El Oro). De todos ellos hemos podido hacer una especie de lectura conjunta y explallarnos en los comentarios de texto.

Posteriormente pensamos que sería agradable poder dar a conocer al resto del personal penitenciario y al mundo en general cuales eran nuestras inquietudes y logros por pequeños que nos pudieran parecer, por lo que nuevamente nos pusimos en movimiento y gracias a la colaboración del Taller Punto Omnia (Un taller del Centro, en el cual se realizan diversos trabajos, que luego son publicados en Internet) del cual su responsable Germán, nos ha estado apoyando para que nuestro CLUB DE LECTURA tuviera su propio espacio dentro de la pagina Web del taller www.peato.net.  Por lo que nuestros artículos y comentarios salían a la luz a través de Internet.

La visita de uno de los presidentes del club del libro “El Principito” y la tertulia que se organizó tras la lectura del libro ha sido otro de esos pequeños logros de este grupo de personas con un interés común por la lectura.

Ahora que lo pienso, ni siquiera yo que siempre he sido uno de los mas optimistas e inquietos integrantes, me hubiera imaginado que llegariamos a prosperar tanto, teniendo en cuenta el lugar donde estamos (Un Centro Penitenciario), pero poco me sorprende el resultado y tampoco le doy mayor importancia. Lo que realmente me conmueve, es que se ha formado un grupo de personas que aparentemente nada tienen en común, pertenecemos a mundos muy diferentes y de formas de pensar, a veces totalmente opuestas y a pesar de ello nos hemos convertido en algo mas que una simple actividad, entre tazas de té y volúmenes de libros ha cuajado una amistad, una complicidad, que ha superado todas mis espectativas, una pequeña familia, por llamarlo de alguna forma. Pero como decía al principio de este artículo la vida continua y ha llegado la hora de hacer un pequeño balance de lo que hasta el momento hemos estado haciendo y plantearnos la continuación.

Aprovechando la incorporación al CLUB de unas nuevas educadoras,Amparo y Sara a quienes aprovecho para darles la bienvenida y desearle la mejor de las suertes.

Por lo que hemos tratado de replantearnos nuestro principio y hemos tratado de contestar por separado unas simples preguntas: ¿COMO FUE TU LLEGADA AL CLUB?; ¿QUE HA SIGNIFICADO PARA TI?; ¿QUE HA SIDO LO MEJOR? Y ¿LO PEOR?; ¿CONTINUARIAS? ¿EN QUE LINEA?.      Con la contestación a estas preguntas queremos ver las posiblidades de mejorar, conservar lo que más nos ha funcionado y que sirva ¿porque no?… Para que las nuevas responsables de la actividad tengan una pequeña idea de nuestra forma de pensar y que es lo que más valoramos cada uno de nosotros.

Así pues paso a transcribir los comentarios de algunos de nuestros integrantes:

PAKO

TU LLEGADA AL CLUB

La primera información que me llegó, fue cuando empezo a surgir el germen de lo que luego llegaría ha ser EL CLUB DE LECTURA, el primer comentario fue a través de Pedro y David, que me preguntaron si me interesaría la actividad, que al fin, se pudo llevar a cabo con la colaboración de las educadoras del fin de semana, Elisabet y Elisenda.

¿QUE HA SIGNIFICADO PARA TI?

Ha sido un espacio, que a pesar de que ninguno de nosotros teníamos ninguna referencia de cómo funcionaba un club de lectura, lo cual implica que a pesar de ser un club autodidacta , se ha conseguido un espacio en el que se han podido tratar temas literarios, a veces… no tanto , pero siempre gratificantes y atípicos de tratar en el resto de prisiones.

LO MEJOR Y LO PEOR

Para mi lo mejor ha sido la parte referente  al tema de la lectura y que hemos leído varios libros a la vez (Soldados de Salamina, La Ciudad de Los Prodigios, El Principito, Once Minutos) en los cuales cada uno ha dado su opinión, pero siempre desde el simple punto de vista personal, y la característica compartida de que todos tenemos pasión por la lectura.

En lo peor pondría las raras ocasiones en que se ha divagado, sobre temas sin conclusión alguna o temas relacionados con prisiones (han sido mínimos) pero pienso que en ese momento apetecía.

¿CONTINUARÍAS ¿ ¿EN QUE LÍNEA?

Primero. Si que continuaría, aunque esa opción, por motivos obvios, no esta en nuestras manos, pues en breve llegarán educadoras distintas a las actuales y no sabemos todavía con certeza si querrán mantener la actividad o no, así que depende más de terceras personas que de nosotros.

Segundo. Intentaría mantener la linea de lo mejor que ha sido el CLUB e intentar abrirnos y dejar que desde algún club del exterior, nos explicasen su manera de hacer y de estar, vamos que nos dieran asesoramiento, aunque igual podría ser contraproducente, pues igual perderíamos esta frescura propia de unos adolescentes literarios, con nuestra propia identidad.

JOSE

Mi llegada fue porque vine regresado y conocía  a las educadoras que llevaban la actividad y por salir del módulo los fines de semana.

El CLUB ha significado para mi el conocer gente nueva, evadirme cuando leía algún libro y continuar leyendo, costumbre que había dejado de lado.

Lo mejor del club ha sido el intercambio de opiniones y el llenar vacíos de mi tiempo. Lo peor… que se acabe  de la peor manera.

Continuaría si todo y todos siguieran en la línea que llevamos o llevábamos.

JAVI

MI LLEGADA AL CLUB

Fue bastante casual y la verdad mi intención fue ajena a la integración al mismo.

Vine porque era la única manera de poder ver a dos amigos mios. Era el único vínculo para poder verlos. Y hoy por hoy , sin querer, sigo en él muy a gusto y con bastante interés.

¿QUE HA SIGNIFICADO PARA TI?

Pues he vuelto a coger el hábito de leer, que lo había abandonado, aparte de que es una actividad que me evade un poco del mundo penitenciario y me encanta compartir y escuchar las opiniones de mis compañeros… otros puntos de vista.

LO MEJOR Y LO PEOR

No creo que haya nada malo. Somos bastante apañaditos y nos arreglamos y compartimos lo poco de que disponemos, se podría mejora el tener más acceso a libros nuevos.

¿CONTINUARÍAS? Y ¿EN QUE LÍNEA?

¡Si!, Rotundamente, ha sido muy fácil la integración y es un placer compartir este tiempo y alabo el espíritu de equipo.

KARLOS

Mi llegada al club

Fue por medio de un amigo que ya salió en libertad, el cual me invitó a asistir a está actividad.

¿Que ha significado para ti?

Ha significado mucho para este club porque en el me he sentido muy a gusto con las educadoras y con los compañeros, en la cual también he aprendido muchas cosas en especial la de valorar más la vida.

Lo mejor y lo peor.

Lo mejor para mi es  tener muchos libros a mi alcance para poder enriquecer mi conocimiento intelectual y humano y alejarme del ocio.

Lo peor puede ser la falta de comunicación, para que los internos en general se interesen en formar parte de ello.

¿Continuarías? y ¿En que línea?

Continuaría en la línea del aprendizaje, enseñanza, motivación y desarrollo, y en mi pensamiento acompañar a los escritores, por ejemplo cuando un libro sea del desarrollo mental, dejarme guiar y luego dar el plus positivo sobre el contenido.

PEDRO Y DAVID

NUESTRA LLEGADA  AL CLUB

En nuestro caso, dado que somos parte de los responsables de que todo esto se pusiera en marcha, junto con las educadoras, sólo podemos alegar en muestra defensa que teniamos la imperiosa necesidad de tener un grupo de personas entre las cuales nos pudieramos intercambiar nuevos títulos y sacar información sobre los libros aprovechables de la biblioteca. Conseguir un momento y lugar concretos para hacer nuestros trapicheos literarios sin que esto interfiriera en el resto de nuestras actividades y qué mejor manera que convertirlo en una actividad. Y ademas nos podría contar para nuestra clasificación, estaba claro lo que buscabamos. Y Elisabet y Elisenda (las educadoras) se dejaron convencer con gran facilidad y han sido desde el principio el alma de todo el grupo.

QUE HA SIGNIFICADO PARA NOSOTROS

Es inegable que para nosotros ha sido un pequeño sueño realizado. Es como si te invitaran a una fieta y además cobraras por divertirte. Todo han sido beneficios, tanto en el aspecto literario, dado el grupo tan sumamente ilustrado y con un nivel de lectura insospechado, por no hablar de la enorme capacidad de dialogo y debate que se veia reunida domingo tras domingo, junto a unas tazas de cafe. Por poner un ejemplo me recordaba a esos comentarios que todos en algún momento de nuestras vidas hemos escuchado sobre las tabernas de Paris, donde se reunían lo más exquisito y selecto de la cultura sin importar cual era su origen o especialidad, o quizas a esos cafés de Madrid donde se reunían los poetas y pensadores de la época mas laureada de nuestro país. Si a todo ello le sumas que eso sucede entre los muros de una prisión, ¿Que más se puede pedir?.

LO MEJOR Y LO PEOR

Creo que ha quedado claro con mi comentario anterior que no encuentro nada de malo en lo que hemos conseguido, pero puedo añadir que lo que más he podido apreciar de todas estas reuniones ha sido la camaradería y el buen rollo que siempre ha existido. El clima de armonia y sobre todo la ausencia de conflictos. Todos los domingos hemos disfrutado de unas horas entre colegas, donde ni los motivos que nos han conducido a  prisión o los problemas personales enturbiaban la ya mencionada armonia, si no mas bien lo contrario. Siempre podías compartir tus neuras y encontrabas ese golpe de ánimo que sólo te dan los amigos, incluso de las educadoras se puede decir que en ningún momento han ejercido esa autoridad que les es inherente a los funcionarios de prisiones, si no todo lo contrario. Han formado parte del grupo como unas integrantes más, con sus aportaciones y opiniones personales.

Bueno, por encontrar alguna pega entre todo lo bueno que hemos tenido, podría decir que una mayor colaboración por parte del Centro en lo que se refiere a algún aporte económico estaría bien. Las únicas que han gastado algo son las pobres educadoras que no han permitido que nos faltase una taza de té, un bolígrafo o unas fotocopias. El Centro podria haber tenido el detalle de regalarnos algún libro ¿NO?.

Continuarías  ¿En que línea?

La cuestion no es si continuariamos, la cuestión es si nos dejaran continuar. Por nuestra parte existe la voluntad y el interés y creo que a todos nos gusta lo que hacemos. Pero nos gusta como lo hacemos y eso es lo que deseamos, todo lo que sea mejorar y las nuevas ideas o aportaciones que nos lleguen estoy seguro de que serán bien recibidas, quizás en ese aspecto deberiamos esforzarnos más y tal vez buscar nuevos integrantes con nuevas inquietudes, encontrar algún revulsivo que nos de un nuevo impulso.

Para terminar y aunque parezca repetitivo o quiza cursi, desearía agradecer fervorosamente a las dos educadoras Elisabet y Elisenda quienes han significado mucho más de lo que en unas cuantas lineas se puede expresar . Punto de apoyo vital de este grupo, amigas incondicionales que han respaldado y soportado más de un día de neuras penitenciarias. Nos han prestado sus hombros y oidos, escuchando como amigas y compañeras, más que como funcionarias las diferentes fases de angustia y desasosiego por las que todo interno en un Centro Penitenciario pasa en algun momento u otro de su condena. La dulzura y generosidad que han derrochado con nosotros las convierte en  enormes y magníficas personas.

Sí, la vida continua, pero para nuestra fortuna un poquito de ellas ha quedado impregnado en nuestra alma y nos ha convertido en personas mejores, siempre estareis aqui, basta con mirar hacia dentro. Por favor no cambieis nunca y seguid conservando esa grandeza interior. No os habeis ido pero ya os echamos de menos.

Las opiniones aquí expuestas pertenecen a sus autores y no son necesariamente compartidas por otras personas implicadas en la página.




Una respuesta a “Club de lectura, balance de una etapa”
  1. Elisenda says:

    Buenos dias a todos y todas,

    Aquí tenemos una muestra más de que la lectura nos permite compartir realidades, viajar, aprender, evadir-nos, sentir… y un sin fin de “beneficios” que los encontramos de manera rápida y fácil entre las tapas de los libros.

    La verdad es que el Club de Lectura ha sido toda una experiencia llena de aprendizajes. Particularmente me gustaría dar las gracias a todos los componentes del grupo por creer en esta actividad y hacer cada domingo que este espacio funcionara solo, de manera dinámica, agradable, fácil… En un lugar donde la mayoría de las cosas cuestan mucho y donde la motivación a veces brilla por su ausencia, cuando alguien te pide hacer alguna actividad por iniciativa propia la respuesta (siempre y cuando no sea algo muy descabellado, claro está) tiene que intentar ser SÍ. Así que nosotras sólo hemos sido un vehículo y un granito de arena más en el grupo.
    Gracias a todos por el esfuerzo, por la implicación, por las ganas, por la paciencia y por creer en vosotros mismos y en el grupo.
    Espero que la actividad siga adelante con la misma fuerza y ganas de siempre!!!

  2.  
Escribe un comentario